Los mejores momentos de “Orange Is The New Black”, temporada 4 (SPOILERS).

Litchfield está de vuelta con más problemas para las prisioneras.

Netflix vuelve a dar su audiencia motivos para quedarse pegado al televisor. Orange Is The New Black regresa con una brutal cuarta temporada. Con tanta acción, es difícil perderse en el caos. No hay razón para preocuparse: aquí haremos un conteo de lo más importante dentro de cada capítulo.

Comencemos, entonces.

SPOILERS de la cuarta temporada de Orange Is The New Black vienen a continuación. Si no has visto los nuevos capítulos, lee con cuidado.

Capítulo 1: “Work That Body For Me”.

Escape momentáneo.

Al final de la temporada pasada, las prisioneras de Litchfield tuvieron la oportunidad de salir un rato de su cuartel, debido a la rotura de una parte de la red de la prisión. Por supuesto, el escape no duraría para siempre. Caputo solicitó refuerzos para encerrar a las prisioneras, llamando a todas las prisioneras a regresar a Litchfield través de una alarma. Sin embargo, Suzanne y su reciente novia tenían otros planes.

Suzanne es convencida por la prisionera Kukudio de vivir en el bosque. Al principio “Crazy Eyes” está a favor de la idea. Pero cuando se da cuenta de que Kukudio sólo la quiere por su capacidad de imaginar cosas (como lo demostró con sus dotes de escritora de “Time Hump”), además de sus dotes de locura, Suzanne regresa a la prisión a recibir su castigo. Kukudio, al final de la escena, también es traída de vuelta a prisión. Tanto ella como Suzanne son perdonadas.

Un nuevo cuerpo.

¡Alex Vausse está viva! Todo gracias a Lolly, quien la estaba espiando la temporada pasada. Mientras el ayudante de Kubra trataba de asesinar a Alex, Lolly llega a la escena. Ella salva a Alex matando a su asesino. Alex y Lolly están horrorizadas por el evento. Ellas deben esconder el cuerpo para evitar ser descubiertas por la guardia de la prisión.

Lolly ayuda a una amiga.
A la mañana siguiente, una prisionera ayudante de jardinería se ve envuelta en el lío, al descubrir a Lolly y a Alex sacando el cuerpo para enterrarlo. La jardinera les asesora, mejor, cortar el cuerpo de la víctima, para enterrarlo en distintos lugares. Ellas, entonces, se encargan de descuartizar al ayudante, enterrándolo en el jardín de flores.

Capítulo 2: “Power Suit”.

María se vuelve líder.

La comunidad latina ahora es mayoría en la prisión de Litchfield. La llegada de las nuevas reclusas incrementa ese porcentaje. Debido a ello, Flores, una de las carcelarias principales del grupo latino, aprovecha esa oportunidad para hacer lo que le plazca. Eso le provoca una rivalidad con un dúo nuevo de gringas, a quienes maltrató. Ellas se vengan de Flores golpeándola en un pasillo sola, sin ayuda del grupo latino. Más tarde, María, amiga de Flores, presencia la escena. Con ayuda de las latinas, María manda dar una golpiza a la güera que atacó a su amiga. Las latinas recuperan su respeto.

Esta situación truculenta se intercala con el pasado de María. Su padre era un revolucionario dominicano, pero sólo de habla, porque en realidad él no hacía nada por su país. Un día, María ve a un hombre siendo arrestado por la policía, sospechoso de traer cocaína. María encuentra la cocaína, la esconde en su casa. Con ese pretexto, María visita a aquel hombre, del cual se enamora perdidamente. Su romance con él, quien era boxeador, le provoca a ella enfrentarse a su padre, mencionando su supuesta “causa” como una decepción o una forma de conquistar mujeres. María huye con su amado novio de la casa de su padre.


Así, tanto en el pasado como en el presente, María demuestra su fortaleza como personaje.

Capítulo 3: “(Don’t) Say Anything”.

Soso cambia.

Poussey y Soso tienen una relación amorosa. Soso, para sorprender a su mujer, le consigue una cita con la afamada cocinera Judy King, quien ahora se encuentra entre las paredes de Litchfield.

Soso habla con Judy King sobre el nerviosismo de Poussey al verla, porque ella es una gran fanática. Para convencer a Judy, Soso le dice que Poussey se siente minoría porque su madre consumía heroína, entonces por eso se pone tan nerviosa cuando la ve. Judy acepta la propuesta de la cita a la hora del almuerzo.

Judy King llama a Poussey en el almuerzo. Ella primero está muy contenta, pero luego se enoja, porque todo eso de la “madre adicta” no era cierto. Soso se dejó basar en un estereotipo de la gente de color.

Ese pensamiento se refleja en el pasado de Soso. Ella iba a un centro contra el corporativismo. Ahí, Soso recibe una apuesta contra su ex novio: visitar al famoso “pervertido” de la vecindad, hacerlo firmar la petición contra Walmart. A cambio, Soso recibirá 50 dólares, además de una cita con el tipo que le gusta.

Soso va a casa del “pervertido” con una sorpresa: el “pervertido” no es como la gente dice. Él solamente tuvo sexo con su mujer en la playa. Sin embargo, las habladurías de la gente lo convirtieron en un hombre maldito. Soso, a final de cuentas, ignora esta información, reforzando el estereotipo simplemente para agradarle al chavo que le gusta.

Soso ha cambiado, ya estando en prisión, en el presente. Ella le pide perdón a Poussey con una grabadora. Poussey acepta su perdón.

Soso acepta su error.
Lorna descubre a su esposo.

Este capítulo sin duda fue algo bastante simpático. Una de las causas de ello fue esta hilarante historia.

Lorna constantemente le hace sexo oral a su esposo Vinny en el teléfono de la prisión. De pronto, él, en su última llamada, le pide detenerse. ¿Por qué? Porque Vinny sigue viviendo con sus padres. Lorna comprende la situación.

En la visita de Vinny, Lorna y él aprovechan su encuentro común en la cárcel para hacer un encuentro sexual imaginario. Los visitantes están enloquecidos por lo sucedido, mas, técnicamente, ellos dos no están rompiendo ninguna regla a la hora de las visitas.

Capítulo 4: “Doctor Psycho”

Healy salva el día.

El señor Healy siempre ha sido considerado como un hombre extraño. Judy King, la famosa nueva prisionera, también lo considera así. Pero Healy no dejará vencerse por esos prejuicios. Él trata de implementar una clase de cocina con Judy King, mas ella no quiere hacerlo. Sin embargo, Healy impone su autoridad para obligar a la prisionera a hacerlo.

A pesar de sus esfuerzos, Judy acaba ganando la batalla, exigiendo un cambio de tutor en la prisión. Healy se siente decepcionado.

Todo esto ocurre mientras tenemos un vistazo al pasado de Healy. Él, desde pequeño, tuvo una madre con serios problemas de esquizofrenia. Un día, debido al dolor de su tratamiento para curarse, la madre de Healy huye de casa. Años más tarde, Healy sale con su paciente de trabajo social. Después de aquella desastrosa cita, él se encuentra con una mujer loca en la calle, quien cree que es su madre. Sin embargo, a la mitad del almuerzo, Healy se da cuenta que esa mujer callejera no es en realidad su madre, sino otra loca deambulando.

El pasado de Healy justifica su empatía con Lolly en el presente. Él la comienza a tratar, pero no está dispuesto a mandarla al psiquiátrico aún.


La caída de Sophia

Sophia sigue recluida en su celda de máxima seguridad. Ella provoca una inundación pequeña en su baño para llamar la atención de Caputo. Caputo promete, entonces, sacar a Sophia, mas cuando sea “conveniente”. Después de aquello, Sophia se pone más furiosa. Ella desata un incendio en su celda, para exigir su salida. Los policías sacan a todas las prisioneras de sus celdas por su seguridad. Gracias a ese acto se puede ver un vistazo de Nicky, quien parece estar perfectamente bien.

La caída de Lolly
Alex ya no sabe qué hacer. La jardinera cómplice de Lolly y ella desea matar a Lolly, porque su locura resulta un gran peligro para ser descubiertas. Alex, desesperada, incluye a Red como mediadora del caso para calmar las aguas.

Red trata de calmar a Lolly. Aunque, al escuchar las absurdas teorías de conspiración de Lolly, la cocinera concuerda con su amiga: Lolly debe ser aniquilada. Sin embargo, cuando Lolly confiesa su crimen a Healy, él no lo toma en serio. Lolly acaba creyendo que su asesinato fue producto de una alucinación. El problema está a salvo por ahora.

La caída de Piper

El reinado de Piper está cayendo. María, junto con el grupo nuevo de latinas, está haciéndole competencia a Chapman. Ella, entonces, organiza un ataque contra una de sus enemigas. La guerra parece apenas estar comenzando.

Pensatucky enfrenta sus acciones

El policía que violó a Pensatucky la confronta, porque le parece extraño el comportamiento distante de la prisionera. Ella le dice, claramente, lo que sintió cuando abusó de ella. El gustos ni se había dado cuenta de la maldad de su acción, porque como él había lo amaba no contaba como violación. Ella le contestó que, de todos modos, “se sintió exactamente igual”.

Capítulo 5: “We’ll Always Have Baltimore”.

Maritza y sus artimañas.

Quien antes podía ser reconocida solamente como la amiga de “Flaca”, ahora tiene una historia qué contar. Maritza demostró en este capítulo que no es tan hueca como aparenta.

Primero, Maritza tiene un plan para hacer el contrabando de calzoncillos, el negocio competencia de Piper manejado por María. Ella, como está a cargo del camión, usó sus tácticas de empatía para pasar los calzones usados de una camioneta a otra. El plan funciona perfectamente, pese a los obstáculos impredecibles del camino.

El “juego” se alterna con los flashbacks de Maritza. Ella era mesera en un antro, donde rompía botellas a propósito, seducía a los hombres para que ellos pagaran por ella. Un chavo descubre sus mañas. Entonces, el joven le ofrece una estafa a Maritza en una tienda de autos. Sin importar los obstáculos, Maritza logra robarse el coche con éxito.


Piper juega sus cartas.

Las latinas no debieron haberse metido con Piper. Ella, primero, le hace una sugerencia a Piscatella de los “grupos” de latinas amenazando con la paz de la prisión. Eso funciona para deshacerse de la mercancía de su competencia. Después, bajo el permiso de Piscatella, Piper organiza un grupo para deshacer el “maltrato” de los grupos en la cárcel. Las mujeres asistentes responden de una manera mucho más agresiva a lo esperado.

Capítulo 6: “Piece Of Shit!”

Nicky regresa.

¡Nicky Nicholls oficialmente regresa a la serie! Ella ha logrado estar sobria todo su tiempo en la prisión de máxima seguridad. Incluso, Nicky se lleva con Stella. Pero en realidad, Nicky no está contenta.

En un viaje de culpa, motivado por las insultantes cartas de Nicky, Lutzchek va a pedirle disculpas a Nicky, de una manera egoísta. Ella explota con su enemigo porque, gracias a él, ella está en un lugar horrible, donde no tiene amigos.

Nicky también presencia un acto atroz. Ella es la encargada de limpiar los pisos en la prisión. De pronto, Nicky ve a su amiga Sophia. Burset está muy mal, porque ya no puede soportar el trato injusto. Nicky le consigue una revista. Después de un tiempo, sin embargo, a Nicky le encargan limpiar una celda, llena de sangre. Esta celda era donde se encontraba Sophia. ¿Qué le habrá pasado?

Tras todos estos eventos, Nicky decide caer nuevamente en las drogas. No obstante, tal vez haya esperanza de que Nicky regrese a Litchfield. ¿Será posible?


Piper ataca.

El grupo de la comunidad se pone cada vez más serio. Para empezar, en la cárcel comenzó a prohibirse el “juntarse en grupo” para los de la raza negra y los latinos. Luego, el grupo delata a los guardias sobre el contrabando de calzones, sin decir quién es culpable. Las prisioneras son revisadas, menos las blancas, por racismo. Piper aprovecha la oportunidad.

Piper delata a su competencia: María. La sentencia de la reclusa será extendida, probablemente, de 3 a 5 años. María jura vengarse de Piper. María y las latinas iniciarán a traficar drogas.

Capítulo 7: “It Sounded Better In My Head”.

Lolly se esconde.

Lolly sufre de problemas psiquiátricos en prisión. Mientras, Mr. Healy simpatiza cada vez más con la reclusa. Todo esto se alterna con el pasado de Lolly. Ella fue una periodista, quien tenía pruebas de conspiraciones contra las empresas. El rechazo de sus artículos la llevó de manera más profunda a la locura. Al final, Lolly vivía en la calle, vendiendo café que ella producía. Para protegerse de su locura, Lolly usaba una sonaja metálica. Si embargo, cuando unos policías la atraparon por vender café sin permiso del gobierno, además de por su ataque psicótico, Lolly perdió su “escudo” contra sus alucinaciones auditivas.

Mientras tanto, en el presente, Lolly le enseña a Healy su “máquina del tiempo” donde canaliza su mente cuando se encuentra aislada.

Lolly reflexiona sobre sus pensamientos.
Nicky regresa.

Nicky es oficialmente restituida a Litchfield. Todos la reciben calurosamente, sobre todo Piper (porque ahora es su única amiga, aparentemente) y Red, su “madre de la cárcel”.

Piper se cae.

Piper ha descubierto la valía de los aliados. Ella se encuentra sola, prácticamente, en la fiesta del regreso de Nicky. Bajo una traición de su guardaespaldas hawaiana, Piper es acorralada por las latinas. María advierte a Piper no meterse con ellas. Las latinas queman un signo nazi en el brazo de Piper, como marca.

Capítulo 8: “Friends in Low Places”.

Piper reflexiona.

Piper está muy triste. Ella se ha cansado de luchar por su imperio, al darse del caro precio. Piper perdió a todas sus amigas por su rudeza. Bueno, no a todas.

Piper se reúne con Alex y Nicky en el plantío de Litchfield, donde Alex enterraró el cuerpo de su asesino a sueldo. Nicky y Alex están drogadas. Piper se “une al club”. Pasada, Alex le cuenta a Piper su atroz crimen de asesinato. Piper se entristece más.

Red le advierte a Piper no delatar a Alex. Piper le dice que jamás lo haría. Entonces, con sus amigas (Norma, Nicky, Alex), Red le provoca a la quemadura “nazi” de Piper en la forma de un rombo, para no quedar marcada de por vida.

Piper reflexiona.
Pennsatucky recibe un perdón.

Se esparce en la prisión el rumor de la “máquina del tiempo”. Las prisioneras comienzan a comentar qué harían si pudieran viajar en el tiempo. Pennsatucky le pregunta eso a su abusador, quien sólo dice una tontería.

Más tarde, Pennsatucky se vuelve a encontrar con su pretendiente. Él le acaba diciendo que regresaría el tiempo a cuando se conocieron, para hacerlo todo bien esta vez. El guardia le pide perdón a Pennsatucky. Ella le agradece sus palabras.

Nicky cae.

Red no tiene ni su espejo ni su labial. Ella sospecha de sus vecinas. En realidad, la verdadera ladrona es su hija en la cárcel, Nicky. Ella se robó las cosas de Red para conseguir droga. Red, al ver el espejo con una de las latinas, descubre la verdad sobre Nicky. A Red se le parte el corazón.

Linda la loca.

Caputo está acostándose con el diablo mismo.

Linda, su novia, es parte de la MCC, la corporación dueña de la prisión. Ella, primero, arruina los planes de Caputo para educar a las prisioneras, porque les implanta clases para trabajar (es decir, trabajo sin paga).

Después, cuando la esposa de Sophia Burset llega a casa de Caputo a reclamar sus derechos, Linda la amenaza con una pistola, obligándola a irse de ahí. Caputo está un poco molesto con ella, mas también excitado por su maldad.

Capítulo 9: “Turn Table Turn”.

Blanca se aprovecha.

Blanca demuestra su carácter testarudo en este capítulo con en enfrentamiento con un guardia. Ella no se baña para evitar ser tocada por la policía (por eso del pecado de “reunirse en grupos”). Los guardias se rehusan a hacer la inspección por su hedor. Blanca convence a las demás latinas de hacer lo mismo para evitar maltratos. Uno de las guardias le impone como castigo a Blanca quedarse parada en una mesa hasta que obedezca la orden de bañarse. Ella persiste, terca, en la mesa.

Estos hechos se intercalan con los de su pasado. Blanca cuidaba de una señora mayor, quien tenía un jardinero del cual se enamoró. La vieja despide al jardinero por ser una “distracción” para Blanca. Ella se venga de la señora acostándose con su amado en su cuarto, mientras duerme. La señora le teme al día siguiente.

No se metan con Blanca.
Maritza sufre.

Maritza flechó a un loco policía. Él espió una conversación con su amiga: “si tuvieras una pistola en la cabeza, ¿qué preferirías? ¿Comerte una rata o diez moscas?” El policía se toma el juego literalmente, apuntándole una pistola a su cabeza y ver cuál de las dos opciones prefiere. Maritza está horrorizada por su acosador.

Escándalo en Litchfield.

Judy King, una famosa cocinera de la televisión, está tras las rejas, en Litchfield. El grupo de afroamericanas quiere tomarle una foto escandalosa, para venderla a las revistas  y programas de chismes. Judy se entera. Ella le planta un beso a Cindy para vender la foto, compartiendo las ganancias con ellas.

Además de utilizar el escándalo para quitar la imagen de Judy sobre otro escándalo racista en el que Judy está envuelta, Judy hace ver la relación con Cindy como algo real, para evitar ser descubiertos.

Imposición.

La amiga religiosa de Sophia hace actos vandálicos para ser mandada a la cárcel de máxima seguridad, para ver cómo está su amiga. Después de un trato con Gloria, ella finge ser golpeada para mandar a la amiga de Sophia ahí. La amiga logra accesar a la cárcel de máxima seguridad.

Capítulo 10: “Bunny, Skull, Bunny Skull”.

La madre de Daya enfrenta la realidad.

La madre de Dayanara salió de prisión, sin embargo, el mundo real demostró ser mucho más cruel que la prisión para ella.

Al salir, Aleida se junta con la nueva amante de César, su ex pareja. La mujer está embarazada de él. Aleida, llena de rabia, se va de ahí. Después, Aleida se siente traicionada por su prima, quien gastó todos los ahorros de su amiga en una emergencia. Aleida acaba regresando a donde vive la amante de César, para estar con sus hijos y su nieto.


La monja descubre una situación.

Jane le pasa a una nota a Sophia mientras se encuentra en la prisión de máxima seguridad. Sophia se alegra de saber de su amiga. Jane, entonces, trata de sacar una foto con un celular para difamar a la cárcel.

Caputo se entera de esto. Él regaña a la monja. Después, Caputo toma la fotografía. Él se le pasa a su amigo Dany, quien está organizando un caso en contra de MCC, la corporación que compró la prisión.

Suzanne recibe una venganza.

Después de aquel desastre en el bosque, Suzanne se cuestiona sobre qué hubiera pasado si hubiera aceptado la propuesta de Kukudio. Entonces, “Crazy Eyes” decide darle una segunda oportunidad a su ex-amante. Sin embargo, Kukudio espera a verla excitada, para posteriormente dejarla con el deseo.

El secreto de la jardinería.

Debido a las nuevas clases de construcción, el personal de la cárcel decide conseguir más espacio para sus trabajos. Eso provoca la decisión de destruir la jardinería. Cuando comienzan a excavar, los policías encuentran los pedazos partidos del cuerpo de aquel guardia de policía. ¿Se revelará la verdad? 

Capítulo 11: “People Persons”.

Suzanne estalla.

La simpática Suzanne pierde el control. Ella es provocada por Kukudio, su ex-novia, a una pelea. El policía loco que torturaba a Maritza estaba en guardia. Entonces él, por diversión, vio cómo las dos reclusas se peleaban sin hacer nada para detenerlo. Suzanne, después de una palabras hirientes a Suzanne, es brutalmente golpeada por “Crazy Eyes”.

Esta situación se vuelve todavía más trágica cuando se hace paralela con los eventos del pasado. Suzanne era empleada en el súper. Ella incluso ganó el puesto de “Empleada del Mes”. Sin embargo, ella debía estar siempre acompañada de su hermana adoptiva para controlarse, cuidarla. 

Suzanne es abandonada el fin de semana, para que la hermana pueda estar a solas con su novio. Ella está sola en el parque. De pronto, la mujer se encuentra con un amigo suyo, un niño. El joven va a jugar videojuegos a su casa, pero se espanta cuando Suzanne le exige quedarse. El pequeño, asustado, llama a Emergencias. Suzanne se alarma ante la situación. El joven, al no ver otra salida, se avienta por el techo. ¿O tal vez no lo hizo? La veracidad de este hecho no queda tan clara.

Suzanne sólo quiere jugar.

Red recibe tortura.

Todo el mundo en prisión está patas para arriba. 

Después del descubrimiento del cadáver, la prisión hace un cierre para determinar a la culpable de la fechoría. Alex, temerosa, se reúne con Red, Frida y Piper para calmarse. Red es llamada como sospechosa. Ella, pese a los intentos de Piscatella, no se quiebra ante nada para confesar su crimen. ¿Acaso esta rivalidad traerá problemas futuros?

Un trío inusual

Tras el encierro, Luschek es encargado de cuidar a Judy King de amenazas futuras. Luschek atiende con desgana. De pronto, él, junto con Yoga Jones y Judy, se vuelve envuelto en una aventura experimental con drogas. Las sustancias provocan un encuentro sexual entre estos tres personajes, donde la única sin remordimientos al día siguiente es la misma Judy.

Lolly confiesa.

Healy se escapa del encierro en Litchfield. Él se siente culpable por saber la verdad sobre el asesinato de Lolly. Healy estaba preparado para ahogarse en el mar, cuando de pronto, como “llamado a la salvación” recibe una llamada de su trabajo. Healy asume su responsabilidad por Lolly. Así, la simpática prisionera acaba encerrada en una institución mental. ¿Será un adiós para Lolly?

Capítulo 12: “The Animals”.

Los problemas de Baxter.

Baxter, uno de los policías más jóvenes de Litchfield, sufre problemas éticos tras una frase del señor Caputo: este lugar te cambia. Él delata las acciones del policía loco a Caputo para correrlo. Piscatella se le pone al brinco, diciendo que si despide al policía loco, todos los demás renuncian, dejando a la prisión sin guardia otra vez. Caputo cede ante esas peticiones con desgana. Baxter, mientras, ve cómo aplastan esas esperanzas de victoria.

Mientras las dudas de Baxter ocurren, se revela un poco de su pasado. Él era un vándalo escolar, sin rumbo en su vida. Un día, por estar tomando cerveza con sus amigos en un lugar prohibido, los policías lo aprehenden una noche. Baxter es liberado, mas, sin querer, comenzó a ver su vocación de ayuda para los demás como guardia de Litchfield. Después de una tarde de ponchar huevos para vengarse del jefe de su nuevo trabajo por haberlo despedido, los amigos de Baxter comienzan a lanzar huevos hacia las reclusas. Baxter, al sentir pena por ellas, se vuelve guardia de la cárcel.

Al final del capítulo, Baxter se da cuenta que la prisión sí te cambia de manera drástica.

Baxter sufre un fuerte cambio.

Poussey piensa en el futuro.

Hablando de manera tierna, Poussey y Soso empiezan a platicar sobre sus sueños. Poussey quiere ver una forma de crear un futuro para ellas. Entonces, la amable prisionera va con Judy King para ver si ella podría darle las palancas necesarias para implementarse como cocinera, ya estando fuera de Litchfield. Judy King estaría complacida en realizarlo.

En contra del poder.

Las mujeres de la prisión están cansadas del abuso de poder dentro de Litchfield. Ellas planean deshacerse de la cabeza de toda esta nueva amenaza: Piscatella. 

Todo inicia cuando Red, quien no pudo dormir por el constante cuestionamiento de Piscatella, se le prohíbe descansar después de una noche en vela. Piscatella humilla a Red por este motivo frente a todas las reclusas. Ellas se levantan de sus mesas, en signo de protesta, exigiendo la renuncia de Piscatella a cambio de obedecer, de forma pacífica. Piscatella hace caso omiso, solicitando refuerzos para detener a las prisioneras de su protesta. A la mitad de todo esto, Suzanne estalla por todo el descontrol. Poussey trata de calmar a Suzanne, sin embargo, Piscatella ordena la detención de Poussey a manos de Baxter. Él, siguiendo órdenes, empuja a Poussey contra el piso. Poussey trata de luchar, porque se está asfixiando. De pronto, Poussey desvanece, prácticamente asesinada por Baxter.

El regreso de Sophia.

Tras la revelación de la escandalosa de Sophia encerrada en la cárcel de máxima seguridad, Cindy, su ex esposa, provoca al retorno de Sophia a Litchfield. Ella regresa devastada, triste, sin poder regresar a su salón de belleza, ahora controlado por las latinas. Gloria, al haber accidentalmente provocado la destitución de Sophia, la defiende. Gloria le da una cita privada a Sophia en el salón de belleza. 

Lorna se saca de quicio.

Los celos de Lorna explotan. Ella habla con su esposo por teléfono, aunque acaba encarando la supuesta infidelidad de él con su hermana. El joven acaba declarándola una loca. Ella está enojada frente al teléfono.

Después, con sus amigas, Lorna le inventa a sus amigas fantasías, contándoles que ella y su esposo dicidieron tener un bebé. ¿Hasta cuándo Lorna podrá ser feliz? 

Capítulo 13

Lorna confiesa.

Adiós definitivo.

Encuentros no buscados.

La guerra.

Este post se actualizará poco a poco.

Advertisements

Leave a Reply

Fill in your details below or click an icon to log in:

WordPress.com Logo

You are commenting using your WordPress.com account. Log Out / Change )

Twitter picture

You are commenting using your Twitter account. Log Out / Change )

Facebook photo

You are commenting using your Facebook account. Log Out / Change )

Google+ photo

You are commenting using your Google+ account. Log Out / Change )

Connecting to %s